logoSign upLog in
Jose Manuel del Valle Mateos

Jose Manuel del Valle Mateos

Hasta hoy los principales objetivos de la Educación Superior eran entregar conocimientos y competencias avanzadas que permitieran desenvolverte de la mejor forma posible en el mercado laboral. Pero el vínculo con el mundo del trabajo, tienen pocas ventajas cuando se ingresa al mercado laboral.
Un 65% de los estudiantes actuales acabarán en trabajos que ni siquiera han sido inventados aún: los trabajos del futuro y muestra de ello es que, muchos de los trabajos con más ofertas hoy en día no existían hace 10 años.
Debemos estar al día de todos los avances tecnológicos que se irán presentando, explorar y experimentar las posibilidades que ofrece el mundo y las nuevas tecnologías, en lugar de seguir los caminos tradicionales en la educación.
Hoy en día, existen ya algunas iniciativas que van por este camino pero, previsiblemente, en el futuro existirán muchas más que requerirán este tipo de profesional, ya que, como venimos comentado durante todo este artículo, la incertidumbre en cuanto al futuro va en aumento y una educación tradicional no satisface las exigencias de la sociedad del futuro.
La vertiginosa aceleración de la tecnología y la automatización de un gran número de procesos ha provocado que muchos trabajos se encuentren en peligro de desaparición; Thomas Frey, director ejecutivo del Davinci Institute pronostica que para el año 2030, más de 2.000 millones de trabajos habrán desaparecido, dentro de una décadas gran parte de los puestos de trabajo que hoy en día conocemos se habrán extinguido y solo pervivirán los que estén relacionados con el conocimiento.
Este futuro del trabajo está lleno de oportunidades para muchas personas: la era digital en la que ya estamos inmerso, demandará talentos para cubrir el crecimiento de las empresas tecnológicas actuales, el despliegue del Internet de las cosas, la economía colaborativa, el movimiento “ maker”, las “sart-ups”.... y todas esas cosas tan atractivas que ya están surgiendo alrededor de la “ economía del conocimiento”.
Es un mundo totalmente nuevo, donde los profecionales tipo “Know-mad” (nómadas del conocimiento)- (jóvenes, digitales, flexibles, con idiomas, emprendedores y problablemente freelance.....) que pueden campar a sus anchas, y competir de manera individual en un mercado global como nunca había sido posible en la historia.
Muchas grandes empresas se están viendo superadas por pequeñas start-ups llenas de ideas frescas y sin estructuras jerárquicas, lo cual les permite adaptarse al cambio rápidamente.
Las redes sociales están cambiando nuestra manera de proyectar una imagen personal. En cierto sentido, todos somos marcas. Los asesores de imagen del futuro tendrán en cuenta estas variables.
Aparecen nuevas profesiones en el mercado laboral mundial de aquí a los próximos 30 años y que son frutos de la evolución científica y tecnológica.
Sin duda alguna, nuestro siglo se está destacando por los sorprendentes avances en estas materias de ciencia y tecnología, sobre todo, aquellos relacionados con la calidad de vida, de ahí que cada vez surjan nuevas carreras y especializaciones en estas mismas áreas. De igual forma, debemos permanecer atentos a todas las novedades y tendencias que surjen en el mundo de los nuevos negocios.
Los avances en nanotecnología hacen vislumbrar una era de productos, aparatos minúsculos, de tamaño subatómico, que tranformarán radicalmente todas las técnicas.
¿Qué especialidades serán las más requeridas?
Podemos hablar de Programadores de Software Médico, Ingenieros en Telemática y en Telefonía Celular, Ingenieros Genéticos, Biotecnólogos, Desarrolladores de Realidad Virtual, Ingenieros en Robótica e Inteligencia Artificial e Ingenieros Ambientales, entre otros.
A pesar de contar con sectores críticos, la modificación genética de plantas seguirá adelante por ser la única vía posible para obtener más alimentos. Eso sí, serán cultivos con mayores concentraciones de sustancias terapéuticas.
Ya existen vuelos turísticos al espacio (por ejemplo, los que ofrece la empresa Virgin Galactic Airlines) la arquitectura espacial que contempla, entre otras cosas, la construcción de invernaderos en Marte. Los viajes espaciales dejarán de ser exclusivos de científicos y militares y serán asequibles para un público cada vez menos minoritario.
La agricultura hidropónica permite ahorrar una gran cantidad de suelo de cultivo y producir más alimentos en menos espacio. Además, daña menos el entorno. El futuro de la producción de alimentos pasa por cultivar en pisos. Por otra parte, este sistema permitiría automatizar muchas de las tareas agrícolas.
El envejecimiento de la población propiciará la aparición de nuevos perfiles de atención a la tercera edad, que abarcarán medicina, estética, psiquiatría, deporte, finanzas, estilo de vida, etc. Algo que ya está empezando a suceder y donde el sector se profesionalizará cada vez más.
¿Podremos ampliar nuestros k de memoria, tal como hacemos hoy con nuestra computadora? con ayuda de la nanomedicina, por supuesto.
Buscar alternativas ecosostenibles al transporte actual es ya una prioridad. El vehículo eléctrico acaba de saltar al mercado, los combustibles mejorarán sus cualidades, aparecerán nuevos componentes y productos de tecnologías más avanzadas para mejorar los vehículos, pero es solo el principio de un largo proceso.
Hoy en día, existen ya algunas iniciativas que van por este camino pero, previsiblemente, en el futuro existirán muchas más que requerirán este tipo de profesional, ya que, como venimos comentado durante todo este artículo, la incertidumbre en cuanto al futuro va en aumento y una educación tradicional no satisface las exigencias de la sociedad del futuro.
Como hemos visto, el denominador común de los requisitos para prepararnos para estas profesiones radica en las nuevas tecnologías y en permanecer atento a todos los avances que aparecerán en el mercado..
El “empleo para toda vida’”ya no existirá, y dónde el trabajo digital sera la norma. La experiencia en emprendimiento y haber trabajado en start-ups serán imprescindibles.
La cantidad de contenido en la red es infinito y aumenta día a día. Nuestra previsión es que éstos no tardarán mucho en aparecer en el mercado laboral. Algunos ejemplos son especialista en SEO y contenido, desarrollador de aplicaciones, experto en sostentabilidad o Community Manager.
La expansión rápida de los trabajadores independientes y desde su hogar. De hecho, hoy en día un 33 por ciento de los estadounidenses son trabajadores independientes y se estima que para el año 2020 esta cifra será más cercana al 50 por ciento. En el futuro vamos a trabajar de manera más inteligente. Utilizaremos las herramientas para inspirarnos y crear el progreso que nos llevará a conseguir mejores resultados en nuestros negocios, lo cual resolverá desafíos mayores y, si lo permitimos, desarrollar y mejorar nuestra calidad de vida.

Así que ánimo, ¡ el futuro está en tus manos !

Relevant