logoSign upLog in
Luis Miguel Fuentes

Luis Miguel Fuentes

To Periodismo and other hives 15/03/2016

La colección de burradas y zurriagazos de doña Celia puede equipararse a la de Roberto Alcázar y Pedrín. Desde aquel hueso de puchero, la hemos visto hacer orientalismo con el Candy Crush, reñir a su chófer como una marquesa de Berlanga, llamar «tontitos» a los discapacitados y evaluar con guantes de fregar la amenaza de los piojos de los podemitas. Esta semana, ha dicho como una rapera que Pedro Sánchez sólo quiere «salvar su culo». Fue la que llevó el Gobierno a la cocina, o al revés. Sólo Alberto Chicote podría con ella.
Celia Villalobos, en mi 'Hércules a los leones'

El hueso del puchero
El hueso del puchero
www.elmundo.es LAS VACAS eran radiactivas y parecían hacer en las noticias un musical de frenopático, hasta que Celia Villalobos se enfrentó con sartén a sus zombis imaginarios. Su hueso del...
Relevant