logoSign upLog in
Eduardo Diez-Hochleitner

Eduardo Diez-Hochleitner

Tsipras oculta que el "grexit" implica que nosotros, el resto de europeos, pagaremos sus platos rotos (€600 per capita, todos los habitantes de la UE) y Grecia padecerá una crisis mucho peor de la que ya tiene: drama devaluado, sin mercado interior, etc. Si no se tiene para pagar lo menos que se puede y debe hacer es asumirlo y negociar hasta el final un acuerdo lo más favorable posible. El gobierno de Tsipras no quiere asumir el fracaso de su política populista pretendidamente salvadora. Hace recaer ahora la culpa de su dejadez y falta de rigor económico en los acreedores, se levanta de la mesa y da un portazo. Y para colmo rehusa su responsabilidad y la transfiere a los ciudadanos griegos para que resuelvan, recomendandoles además que se suiciden. Los populistas tienen estas cosas, como ocurrirá en España: simplifican la complejidad de los problemas, culpan a los demás de los mismos, no son capaces de resolverlos y, al final, hacen dejación de sus funciones para que sea el "pueblo" el que decida acabar consigo mismo dejándolo al borde del abismo. Ya van dos: Venezuela y, posiblemente, ahora Grecia. En este último caso a lo mejor la vuelve a salvar Europa, es deci nosotros por sentido de l ante los suyos (nosotros), incluidos los griegos.

Relevant