Alejandro Sullivan en Comunicación y Periodismo, Escritores, Literatura Tuitero • Twitter 14/5/2016 · 1 min de lectura · +200

El olvido

Llegas y me saludas con gran efusión y mi mente no comprende porqué te emociona tanto verme, te acercas y me das un beso en la frente, luego en la boca mientras sujetas mis manos. 

Me dices tu nombre pero por más que intento recordar, no sé quien eres. ¿Porqué me besaste en la boca? ¿Acaso te conozco?

Ahora entristeces y solamente esbozas una sonrisa acompañada de una lagrima, supongo que ya te diste cuenta de que no te conozco.

De repente sacas un álbum de fotografías, me muestras fotos de dos personas abrazadas, dándose besos en un parque, en una rueda de la fortuna, afuera de una escuela y hasta una foto donde salen muchas personas juntas, supongo que es la familia de alguno de los dos sujetos. 

Me observas llena de frustración, te me lanzas a los brazos diciendo nuestros nombres. 
Perdón, pero no te recuerdo. 

Me empiezas a explicar que los de las fotos somos tú y yo y que esa foto donde salen acompañados de lo que pensé eran familiares, son nuestras familias el día de nuestra boda. 

Dices que me extrañas mucho, que no te cansarías de repetirme una y otra vez lo mucho que me amas. 

La verdad es que no te recuerdo en lo absoluto, pero con esa sonrisa y esa forma de amarme, yo también te amaría. 
Perdón por no recordar nada de lo que dices, pero por la forma en la que nos vemos en las fotos mientras nos besamos y por mi rostro de felicidad, yo también te amo. 

Qué difícil es recordarte, a pesar de tenerte en frente. 
Qué difícil es quererte, recordar ese cariño, a pesar de que te tengo entre mis brazos. 

Dedicado a todas esas personas que padecen de Alzheimer.