Carlos Romero Garcia en Comunicación y Periodismo, Escritores, Administrativos Administrativo 18/10/2016 · 1 min de lectura · 1,2K

Dragón

Efusivo, enérgico, vital y emitiendo tu fuego interior. Hace expresarte como los dones más fuerte en un estado final cuando llegas a la cima de la montaña mas pesada, por lo tanto te convierte en un dragón de ilusiones, de satisfacción y de orgullo hacia tu persona. Un estado en que muchos quieren siempre estar, no obstante no es recomendable por mi parte que ocupe mucho tiempo de tu vida. Corres un gran peligro de no tocar el suelo, de no ser tu mismo e incluso de dar la espalda a tus valores. Por lo tanto lo recomendable es que toque es el techo lo máximo posible aunque con menos duración, tienes que saber de donde vienes siempre y por eso mismo valdrás más, no pierdas tu humildad, tu compañerismo y tu identidad. Ese dragón lo queremos todos, pero tenemos que saber afrontarlo.


"Evita tu lado oscuro, para no dañar lo que siempre has defendido de ti"


Dragón




Un saludo