Cristina Ballester Martínez en El trabajo de buscar empleo, Redes Sociales, Técnicos de RRHH Técnico de selección • ETT 13/11/2017 · 2 min de lectura · 5,4K

El networking es vibrar

El networking es vibrar

Hoy me cuelo en el blog de Grace Salazar León que me cede un huequito de su espacio para escribir sobre el networking. Gracias Grace por la oportunidad!


Networking. Una palabra que muchas personas no entienden y otras tantas no saben cómo poner en práctica.

Recuerdo que durante una sesión de orientación profesional hace ya años, me comentaron que la búsqueda de empleo pivota en varias patas. Además de un buen curriculum y una carta de presentación trabajada y personalizada, el networking es primordial.

Sin él el banco se queda cojo, acaba cayendo por uno u otro lado imposibilitándonos conseguir nuestro objetivo laboral. No olvidemos que se estima que más o menos un 70% de las oportunidades se mueven a través de la red de contactos, y nunca se publican en ningún otro medio.

Para mucha gente el networking no es más que relacionarse vía redes sociales, o en eventos de su interés con personas de su sector. Hasta aquí todo correcto, pero el networking es mucho más.

Enviar una invitación en Linkedin y, al segundo de ser aceptada, mandar un mensaje contando nuestra situación laboral y la necesidad de conseguir un empleo no es networking.

Presentarnos en un evento y hablar con asistentes o ponentes con el único fin de que nos hagan un hueco en las filas de sus empresas, no es networking.

Básicamente porque el networking no va de pedir. El networking va de dar, de ofrecer, de colaborar y, sobre todo, de vibrar.

¿Crees sinceramente que abordar a una persona en un acto o vía Internet, contarle tus problemas y esperar que te los solucione es el modo adecuado de actuar? Ponte en la situación inversa.

Piensa que tú eres la persona que acude a dar una conferencia y que, al finalizar, nadie se te acerca a ampliar información, a felicitarte o incluso a darte consejos o críticas constructivas. Imagina que, mientras te tomas un café en el área destinada al networking (que a día de hoy casi todos los eventos poseen), te abordan x número de personas con sus currículums, sus historias, sus miserias, pidiéndote una oportunidad. Por muy empático que seas es una situación incómoda que roza la mala educación.

Si eres el responsable de RRHH de una empresa, el gerente o un referente en un área, estarás mucho más predispuesto a entablar una conversación con una persona que se acerque a ti sin pretensiones. Vibrarás al son de aquel que te hable de tu empresa, de tus logros, de los objetivos cumplidos. Después recordarás siempre a quién charló contigo de aquello que hace latir tu alma.

Recuerda que el altruismo de quien te escucha es siempre voluntario y que es mucho más fácil conectar con alguien que te ofrezca un servicio, una ayuda o una solución a una necesidad, que con quien te pide que le des un empleo sin explicarte por qué debería hacerlo.

Pregúntate si tú mismo prefieres a las personas que te ruegan una oportunidad o a las que ponen el objetivo en una carencia y te ofrecen la solución. Si nunca te lo habías planteado, estás equivocando la jugada.

Olvida el egoísmo

Las personas que recordamos son las que dejan marca, las que te hacen pensar, las que te obligan a reflexionar y a observar aquello en lo que hasta ese momento no habías reparado. Son aquellas capaces de empatizar hasta el punto que llegan con nosotros al mismo estado de vibración, colándose en nuestra mirada y viendo el mundo con nuestros ojos. Son personas con las que la conversación fluye, se hace cómoda, ágil, sincera, tan sencilla que pareciera que... seguir leyendo



#17 😀👏👏 Gracias José!!

+1 +1

#16 me alegra que te haya gustado. Gracias por comentar!

+1 +1
José Ramón 🐝 López 15/11/2017 · #17

@Cristina Ballester, no puedo estar más de acuerdo contigo. Excelente post. Comparto.

+3 +3
David Valentin Gomez 15/11/2017 · #16

Que bueno, me gusto mucho y me recordo que cuando empecé a crear redes, no me daba cuenta que lo importante de todo era ayudar, me centraba mas en conseguir por todos medios que esos perfiles que me gustaban trabajarán a mi lado, eso cambió cuando una componente de mi equipo con sus recien cumplidos los 18 crecio en unos meses mas del doble que yo, me senté con ella y pregunté como lo hizo, y su respuesta fue, yo doy , no busco. Tardé meses en comprender que el secreto era dar, compartir, ayudar,....... hasta hoy que yo mejore pero mi pequeña sigue destrozando cualquier objetivo que marquemos.
Muchas gracias por compartir y con mucho gusto le remitire este post para que siga metiendo el dedo en la herida como siempre Dice ella de su gran amigo y líder.

+3 +3
Ignacio Orna (Nacho) 13/11/2017 · #15

#8 Muchas Gracias @Irene 🐝 Rodriguez Escolar por tus palabras. Siempre tan atenta.

0
Ignacio Orna (Nacho) 13/11/2017 · #14

#4 Muchas Gracias @Javier 🐝 beBee por los enlaces, son muy interesantes y muy útiles.

0

#12 Gracias Sonia!!! 😘😘

+2 +2

Gran Post @Cristina Ballester!!! 👏👏 Gracias @Grace Salazar León!!

+4 +4