Daniel Gutierrez Perez in Emprendedores y Empresarios, Marketing y Producto, beBee en Español Ateniam Ambassador • Ateniam Jun 13, 2017 · 2 min read · +400

Clientes, deja que ellos hablen de ti


Hagas lo que hagas, hazlo tan bien para que vuelvan y además traigan a sus amigos
Walt Disney

Clientes, deja que ellos hablen de ti

¿Sabes cómo puedes hacer crecer tu negocio?

Dándoles su lugar a tus clientes, a aquellos que pueden hacerte crecer pero también hundirte.

Antes de fijarnos en el título, aclaremos algunos términos.


¿Qué es un cliente?


Sin caer en la definición exacta, un cliente es aquella persona que adquiere tus servicios o productos a cambio de un intercambio monetario.


Existen 3 tipos de clientes:

  • Clientes Potenciales
  • Clientes 
  • Clientes Frecuentes 


      Los clientes potenciales son todas aquellas personas/empresas a las cuales no les has ofrecido tu producto sin embargo, cubren el perfil necesario de tus clientes regulares, un ejemplo, si vendes seguros de autos, una empresa con alto volumen de compra de vehículos, podría ser un cliente potencial para tu empresa.

      Los clientes son todos aquellos individuos que ya han realizado una o más compras de tus productos o han adquirido una o más veces tus servicios pero no lo hacen de forma frecuente, un ejemplo de ellos sería alguien que va al Supermercado Cuaqui a comprar verduras porque son las que más le gustan pero sólo va cuando se le antojan o las necesita.

      Los clientes frecuentes son aquellos que adquieren tus productos o servicios de forma regular, tal vez tú vendas quesos y ya tienes a los clientes que te solicitan los quesos cada 3 días o cada semana y no hay periodo en el cual su pedido falte.

      Pero ¿Cómo tratar a cada uno?

      ¿De la misma forma?

      Sí, porque todos tienen el mismo poder como clientes, pero no debes darles los mismos beneficios.

      A todos los clientes debes tratarlos con respeto, aun cuando su poder adquisitivo sea menor o mayor frente a los otros o sean hombres o mujeres.

      Debes ser claro con lo que ofreces a todos por igual, aunque con algunos cueste trabajo, ellos deben saber quién eres y qué ofreces.

      Nunca debes dar menos de lo que ofreces, si ofreces calidad, precio o cantidad, siempre debes de darlo, de lo contrario tendrán una mala impresión de ti y si cambiará algo, avísales previamente.

      Los clientes (al igual que los empleados), son el reflejo de tu marca o empresa, la forma en la que ellos hablen de ti, determinará el rumbo de tu empresa, es claro que uno o dos se irán disgustados, pero si la tasa de clientes disgustados es alta, ten cuidado, porque podría ser un tropiezo para ti o tu negocio.

      Solo hay un jefe. El cliente. Puede correr a cualquiera, desde el dueño hacia abajo, simplemente gastando su dinero en otro lado 
      Sam Walton

      No apapaches a tus clientes con productos, membresías, planes o servicios que no puedas costear a largo plazo, porque si lo haces, probablemente llegue el día de hacer recortes y si recortas los beneficios a alguien que no debes, las consecuencias pueden hacerte tambalear.


      ¿Cómo puedes potenciar la influencia de tus clientes?


      Crea una sección en tu sitio web donde incluyas las opiniones de tus clientes frecuentes y se vea el cómo ha influido para ellos lo que tú ofreces.

      Entrevista a tus clientes que tengas localmente, diles que hablen de tus servicios o productos, el por qué lo eligieron y qué es lo que hace que se mantengan contigo, graba un vídeo y súbelo a YouTube y Facebook.

      Utiliza las redes sociales, añade la pestaña “Opiniones” en tu página de Facebook e impulsa a tus clientes a compartir su experiencia en los productos, si lo prefieres, incentiva la participación con descuentos o regalos.

      Aprovecha las reviews y recomendaciones, en sitios como Play Store o App Store, si tienes una app, puedes impulsar a tus clientes a que dejen sus revisiones sobre la utilidad de tu aplicación y de pilón, de tus servicios y ocupa redes como beBee.com que permiten recomendar servicios.


      ¿De qué manera puedes fidelizar a tus clientes?


      Ofreciendo descuentos. Los clientes que reciben un descuento, tienen mayor posibilidad de que se inclinen a adquirir el producto o servicio.

      Ofreciendo contacto 1 a 1. Si los clientes no saben quién está detrás de la compañía, puedes ofrecerles una vía directa de contacto mediante herramientas de “comparte tu experiencia”.


      Pasa más tiempo hablando con tus clientes cara a cara. Te sorprenderás cuántas empresas no llevan esto a cabo. 
      Ross Perot

      Implementa sus ideas o sugerencias. Si ellos te dicen que debes hacer algo en especial para que sea más atractivo lo que ofreces, evalúalo, si te es rentable, ponlo en marcha, si a la larga te resultará costoso, ponlo en marcha por un breve tiempo (oferta limitada), de esa manera, tus clientes verán que los tomas tan en cuenta que quieres mantenerlos felices.


      Como verás, un cliente es la principal voz de tu negocio o marca, la forma en la que él hable de ti, hará que brilles o decidas trabajar más en tu imagen.


      ¡Cuídalos!



      ¿Te ha gustado el artículo?


      => Márcalo como relevante

      => Compártelo en redes sociales:

      Presiona el botón "Compartir"  al final del artículo para que veas las opciones.

      =>Sígueme en Redes Sociales

      Daniel en beBee             Daniel en Twitter 

      Daniel en Play Store





      => Mira mis demás publicaciones

      Daniel en Producer