Eduardo Fuentes in Negocios y Empresa 4 d ago · 1 min read · +100

La dependencia entre empresas relacionadas


La subcontratación de otras empresas o el acto en sí de acudir a ellas para obtener beneficios para la nuestra, es una práctica tan antigua como el nacimiento en sí de los mercados, de los productos y los servicios, y de la interrelación entre sectores comerciales. 

Aunque nuestra empresa sea autosuficiente, hay ocasiones, sobre todo en sus difíciles años de las primeras andaduras, en las que se hace necesario obtener el apoyo, o más bien el contrato, de empresas que prestan ayudas de las qe nosotros no disponemos. Reservar un porcentaje de los minicréditos rápidos con Asnef que queramos invertir en materia de desarrollo empresarial es, por lo tanto, imprescindible.

La dependencia entre empresas relacionadas


En los tiempos de la era digital, la subcontratación empresarial que primero nos viene a la cabeza es la de las agencias de publicidad. Una agencia puede, a grandes rasgos, ocuparse de desarrollar toda la campaña de marketing y promoción tradicional y digital de cualquier pyme o gran corporación, en el segundo caso normalmente una campaña estacionaria, como la campaña publicitaria de la colección de primavera-verano de una gran empresa de modas. 

La agencia, en resumen, se encarga de llevar a cabo las estrategias de contenido, posicionamiento, publicidad de pago y gestión de comunidades virtuales, eliminando así la responsabilidad directa de la propia empresa.

Pero no es el único ejemplo, ni el único tipo de empresa en la que podemos utilizar préstamos online a la hora de subcontratar. Las oficinas y los locales de restauración pueden y deben recurrir a empresas relacionadas con sus servicios para obtener el equipamiento necesario para su espacio de trabajo. 

Así, una oficina acudirá a una imprenta o a una tienda de venta de aparatos electrónicos, muchas de las cuales venden equipo especializado para oficinas, como por ejemplo impresoras, escáneres o mobiliario ergonómico para despachos y salas de reuniones.

En cuanto a las tiendas de restauración, será necesario contactar con distribuidores de barras, máquinas de café y de zumos, vajilla, muebles económicos, etc. El mundo empresarial, en resumen, está económicamente interconectado en un esquema de funcionamiento codependiente. Los ejemplos mencionados son solo unos pocos entre muchos.