MISERABLES

https://youtu.be/p_zh6h2ZIuM

Somos muchos, la gran mayoría, a los que de mayores nos hubiera agradado ser funcionarios para tocarnos, entre otras muchas más cosas el cimbel. Cuando nos topamos por azar con un funcionario pongamos que en la barra de un bar y le oímos hablar de sus vacaciones de verano, semana santa, navidad, días acumulados moscosos y sin mosquear anuales, un año sí y al siguiente ídem, con lo que al cabo de unos años el menda acaba por dar la vuelta alrededor del mundo y encima lo hace público y notorio, nos vacila, contándonoslo, sentimos unos enormes e irrefrenables deseos de irnos o ausentarnos con urgencia del bar para evitar que nos dé más la murga y no darle una somanta de palos (siempre imaginarios), que apenas nos da tiempo a pagar la consumición: ¡adiós!

¿Se puede ser miserable o imbécil o las dos cosas a la vez? La verdad, esta moza nunca me cayó simpática. Espejo Público de Antena 3, Susanna Griso indignó a miles de usuarios por su “falta de sensibilidad o tacto” tras una de las preguntas que planteó a Hernández. ″¿Por qué decidió hacerlo público? ¿Por qué grabó esos vídeos? ¿Para protegerse? ¿Para que quedase claro que esa era la voluntad de María José? ¿O porque quiere usted incidir en la campaña electoral y en un debate político?”, ha cuestionado Griso refiriéndose a las imágenes grabadas por Hernández sobre el estado en el que se encontraba su mujer María José Carrasco en los últimos días. Ante esto, y con total naturalidad, el aludido ha respondido que la política le daba absolutamente igual: “Me la trae al pairo. No es algo que me preocupe. Ha sucedido pues como suceden muchas cosas”. La pregunta de la presentadora ha enfurecido a miles de personas, que según la mayoría ha sido “miserable”.