MARIA CARMEN CARAYOL GARCIA en Abogados jóvenes y pasantes., Abogados y Letrados, Estudiantes y Universitarios Abogada • TTAUS ABOGADOS 21/2/2017 · 2 min de lectura · 6,5K

SER. HACER. TENER.

SER. HACER. TENER. 

Durante una parte muy importante de mi vida como emprendedora, tuve fuertemente arraigado el pensamiento de que, para hacer cosas que permitieran mi negocio crecer, por ejemplo, debía contar con los medios antes.

Es decir, pensaba que todo funcionaba de la forma siguiente: primero tienes todos los recursos, después haces aquello que tienes que hacer y eso te convertirá en quien quieres ser.

Sin embargo, esto no es exactamente así, antes bien al contrario: primero es necesario situar a la mente en la situación de ser alguien determinado; aquel/lla que quieres ser. Después viene hacer lo necesario para llegar. Y tras ello lo que tienes es a quien quieres.

Sin embargo, esto en la práctica no es tan automático ni tan fácil, por lo que recomiendo ir practicando.

1. –No es necesario tener todo lo necesario para empezar a hacer lo necesario para llegar a donde quieres, ni hacerlo perfecto. Lo importante es empezar ahora, ya, con lo que tienes a hacer lo que quieres.

2.- Es muy importante verte a ti mismo desde el mismo momento en que comienzas algo nuevo con la actitud de quien ya ha conseguido lo que quiere. Más bien, esto es lo más importante, por ahora. Y eso es muy importante por que el cerebro no entiende de situaciones reales o fictícias. Así que si actúas como si ya tuvieras lo que quieres te será más fácil enfocarte en ello.

3.- No te dejes desmoralizar por los inconvenientes, no seas ingenuo pensando en que no vas a encontrar situaciones adversas; todo aquel que se propone una tarea medianamente importante tiene que sortear obstáculos. Asúmelo, y aprende a superar las rachas menos buenas.

4.- Enfócate en tu objetivo, no dejes de contemplarlo nunca. Sirve eso que se llama visualizar el futuro, que son ejercicios mas o menos detallados que “vivimos” en nuestra mente y que nos ayudan a seguir adelante.

5.- Busca modelos, inspiración, mentores, lee libros; haz lo que sea pero que sea algo que te ayude a mantener la llama encendida en los momentos de oscuridad y que te permita un parasol en los momentos de máximo esplendor, no permitas que te ciegue tu propio entusiasmo, no mueras antes de tiempo, ni ahogado en tu propio éxito.

Emprender en el sector de los servicios legales no es fácil, rápido ni seguro. Lo seguro va despacio y cuesta. Esa es la idea que quiero que comprendas. No existen soluciones rápidas o mágicas, como en cualquier negocio de cualquier otro sector, aparte de ser excelente en tu trabajo también tienes que serlo en la trastienda del mismo, en lo personal, y dotarte de eso que yo llamo Acptitud, y de la que hablo aqui.

BONUS. Es preciso que te diga que nos ha tocado vivir una época en la que se premia el hedonismo, se desprecia el esfuerzo y se tiende a vivir una vida edulcorada, almidonada y soporífera. La sociedad en general te aboca a ello. No nos han enseñado a vivir, a conocernos, a respetarnos, a amarnos.

Para ello, para vivir tu propia vida con dignidad, aprende a situarte en un cierto nivel de incomodidad. No permanente, no demasiado alto, no estresante, pero sal de tu propia quietud, o mejor, mantente en ese nivel de movimiento.

Aprende a amar como eres, lo que eres. Cuando te amas a ti mismo, lo que no quiere decir que vivas anestesiado, si no que te sitúes en el lugar que te corresponde, ni delante ni detrás, ni arriba ni abajo de los que te rodean, si no a la misma altura, cuando eso ocurre ocupas el lugar que te corresponde.

Practica eso que se llama flow. Es lo mágico de hacer una tarea que te

apasiona, en la que no existe el tiempo, el lugar o las posibilidades: cuando haces aquello que amas ocurre la magia, eso es vivir y a vivir se aprende de esa manera.

Despégate del miedo, no hace falta que seas un temerario, pero a vivir sin miedo, o con menos miedo, o más consciente de él,  también se aprende; usa tu cabeza.

Por último me gustaría proponerte un ejercicio. Ese ejercicio consiste en tratar de sentirte, por un rato, otra persona diferente que no seas tú mismo. Te aseguro que es un magnífico ejercicio para deshacerte de esa capa que adjetivos que no van contigo, que no son tú, que no vienen en tu adn; esos que le has copiado a la sociedad en general en el medio en el que se desarrolla tu existencia.


Este usuario ha eliminado este comentario

0
Mamen 🐝 Delgado 23/8/2017 · #14

@Federico 🐝 Álvarez San Martín, echadle un vistazo al comentario número 13.

+3 +3

#11 Gracias por tus palabras @Mamen 🐝 Delgado. Un lujo recorrer esta parte del camino con personas como tú. Ten un buen miércoles!

+1 +1
Mamen 🐝 Delgado 23/8/2017 · #11

Recuerdo hace años en una conferencia de un evento de emprendedores, la ponente le dio la vuelta a una expresión muy popular que desbarataba ciertos conceptos, como hace tu artículo. La expresión que ella proponía es: "YA!! Listos... Preparados...".
Me encantó la idea, primero te mueves hacia donde quieres ir, te ubicas (como bien dices también) mentalmente en ese lugar, y por el camino ya te irás preparando. Es la caña!!!
Gracias por este Producer @MARIA CARMEN CARAYOL GARCIA que se me había escapado durante estos meses, y gracias por el ejercicio que propones al final. Sin duda es la mejor manera de encontrar tu verdadero yo, nuestro verdadero yo. Un lujo leerte siempre...

+1 +1

#9 vaaamoooos

+1 +1

Yo no lo podría haber dicho mejor, o más claro @Irene 🐝 Rodriguez Escolar. La cuestión es que en muchas ocasiones estar en el camino correcto nos produce una sensación de vértigo tal que... bueno, nos resulta difícil de manejar. En definitiva: GO!

+1 +1

Yo diria despegate del miedo que te atemoriza, abraza al que te hace sentir un cosquilleo, entonces estás en el camino correcto. Sé que lo he leido aquí, (ahora mismo no sé quién lo escribió) me impactó.
Como me impacta leer este artículo, fuente motivadora.

+1 +1