Mauricio Pineda en Comunicación y Periodismo, Estudiantes y Universitarios, beBee en Español Advanced Media Center Coordinator (CAM) de Unitec Tegucigalpa y docente. • Unitec Laurete - Tegucigalpa. 19/11/2016 · 2 min de lectura · +400

Cuando la información pasó a definir a nuestra sociedad.

http://www.pensamientosmaupinianos.com/2015/03/cuando-la-informacion-definio-nuestra.html
La mente humana posee una serie de extensiones de tipo sensorial -sentidos- que permiten a nuestro cerebro obtener de su entorno inmediato o ambiente datos para comprender la realidad que le rodea. La calidad de estos datos resultan ser vitales para la toma de decisiones de cada persona, cuanto más pronto recibamos datos de gran importancia mejor preparados llegaremos a tomar la decisión.
Cuando la información pasó a definir a nuestra sociedad.
Así podemos percibir -dentro de nuestra atmósfera terrestre- sonidos surgidos del aire gracias a los cambios de presión expresados en forma de imágenes sonoras [Concepto relacionado con la percepción. La imagen sonora es la imagen mental subjetiva que a cada persona le sobreviene ante un éstímulo sonoro], y a través de nuestro sentido audible podremos captar esos cambios e interpretarlos como sonidos, también podremos almacenarlos en nuestra memoria, y hasta relacionarlos con significados o evocaciones de cosas, hechos, eventos, e ideas. Esos cambios de presión del aire se pueden medir por la frecuencia en que las olas salen una detrás de la otra y se utiliza una escala conocida como Hertz (Herzios) para organizar su valor. Nuestro oído posee sensores que notan los cambios de la presión en nuestra atmósfera que suele estar dentro del rango de los 20 Hz hasta los 20 mil Hz.

La vista nos permite distinguir la energía lumínica o electromagnética que emite la estrella de nuestra sistema planetario a la que llamamos sol.  Las células de nuestro ojo captan tres tipos de longitud de onda; una es la banda verde, otra azul y una más; roja. Con estos podemos generar en nuestra mente imágenes visuales, y si las asociamos con la distancia; la proximidad o alejamiento, y también al movimiento o falta de éste podremos entender mejor el ambiente que nos rodea.

Y así se suman a nuestra percepción sensorial visual y audible, los distintos estímulos